Atrocidades. Impunidad. Refugiados.

Monitor47_Spanish_web_Página_01Estimado Lector:

El Monitor de la Justicia Global de este año llega justo a tiempo para el comienzo de la sesión anual de la Asamblea de los Estados Partes (AEP), el órgano administrativo de la CPI. En su edición expandida número 47 de su publicación anual de bandera, se ve claramente cómo cada vez son más las demandas de justicia por crímenes de guerra, lesa humanidad y genocidio en todo el mundo.

Ahora, en su 12° año, el mundo entero observa y monitorea el papel y el impacto de la Corte Penal Internacional (CPI).

“Efectividad” e “impacto” se han convertido acertadamente en palabras claves.

La sociedad civil está pidiendo a la CPI que lleve a cabo importantes reformas para aumentar su impacto. Pero debido a las constantes críticas que la Corte y el Estatuto de Roma reciben de sus poderosos oponentes, el fuerte apoyo de los gobiernos y la AEP es vital para asegurar el éxito de este histórico instrumento para el avance de la justicia, la paz y el Estado de derecho.

Los Estados mejoran la CPI con una mano y con la otra la inhiben. Las continuas limitaciones presupuestarias, la incapacidad de arrestar y aislar fugitivos y el cumplimiento limitado de enjuiciamientos nacionales y acuerdos voluntarios contribuyen con los retrasos en la búsqueda de justicia.

Por su parte, el Consejo de Seguridad de la ONU limita el impacto de la justicia internacional al no respaldar las investigaciones de la CPI y mediante sus inconsistencias en las remisiones a la Corte.

Como se destaca en nuestra portada, las fallas de la comunidad internacional a la hora de lidiar con las atrocidades que están sucediendo en Siria han sido catastróficas para el país y su gente, y está contribuyendo con una crisis de refugiados sin antecedentes desde la Segunda Guerra Mundial.

Es tiempo de pensar en conjunto.

Con la adopción de los nuevos objetivos de desarrollo global de la ONU para 2015, la comunidad internacional ha reconocido formalmente que la justicia y el Estado de derecho son esenciales para lograr los objetivos de la Carta de la ONU de paz, seguridad y derechos humanos para todos. Aunque la ONU y la CPI siguen siendo organismo separados e independientes, los gobiernos deben enfatizar sus objetivos conjuntos de paz y seguridad.

La lección principal que podemos destacar de este 70° aniversario de las Naciones Unidas es que las instituciones internacionales son tan poderosas como sus miembros lo permitan.

Uno de los lugares donde la CPI ha sido más efectiva es África. Como expresó un diplomático africano, la razón por la que la CPI tiene problemas allí es porque está funcionando. La conclusión de nuestro encuentro regional de África de este año fue que el Estatuto de Roma sigue brindando un plan de acción clave para la sociedad civil en la
promoción de la justicia y delimita estándares para una buen gobierno en todo el continente.

Todos los actores del sistema internacional deben reconocer su responsabilidad compartida en la búsqueda de justicia, paz y desarrollo.

large_Wpace1

William R. Pace

Coordinador, Coalición por la Corte Penal Internacional.

Lea el Monitor de la Justicia Global en línea.

Descargue la versión en PDF.

Suscríbase para recibir nuestros resúmenes por email con las últimas noticias y puntos de vista de la sociedad civil sobre #JusticiaGlobal.

This entry was posted in Uncategorized and tagged , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s